k

k

viernes, 1 de marzo de 2013

Entramados.

 
 
Hastío, hartazgo, preocupación, desilusión, decepción...Todas éstas emociones se dan cada día cuando abres un diario o escuchas la radio o la televisión. La casta política española está sumida en una espiral de la que no saben/no quieren salir. El "y tú más" se les está agotando. Los ciudadanos estamos a la expectativa y analizamos las palabras al dedillo. La manipulación que hacen de sus asuntos es vergonzosa. Querellas contra el otro, demandas civiles contra la protección del honor, despidos improcedentes, contratos simulados, mierda y más mierda que les llena la casa y ellos siguen haciendo como que no se enteran. La primera reforma que necesita este país es la de la Ley Electoral...la única que nos permite decidir sobre el futuro de estos ineptos corruptos. Luego vendrían las demás, necesarias para que el país no se hunda.

2 comentarios:

  1. GRACIAS AMIGA POR TUS PALABRAS EN MI BLOG, REALMENTE ME SIENTO MUY EMOCIONADA CON TANTO APOYO Y CARIÑO DE TODOS USTEDES.

    LA SOLEDAD ES ALGO QUE TENGO DESDE NIÑA, UN VACIO INTERNO, NO TIENE QUE VER CON VIVIR SOLA. DE HECHO, TENGO FAMILIA. ES OTRA COSA, SEGURO QUE LA LLEVARÉ POR SIEMPRE.

    BESOS GRANDES.

    ResponderEliminar
  2. Te has olvidado, querida Inma, de la indigación en tu catálogo de emociones provocadas por nuestros inefables dirigentes. La indignación que produce el asistir a sus pataletas, a sus riñas tabernarias, a sus constantes hipocresías de virtuosa solterona reprimida mientras se guardan el dinero de los contribuyentes con total desergüenza... Y la impotencia. La que produce el pensar que nada hay que pueda solucionar el triste espectáculo, prorque después vendrán otros perros que se sólo se diferenciarán de estos en los collares. (Ya veces, ni en eso....)

    ResponderEliminar