k

k

martes, 22 de mayo de 2012

Pan y circo.

Me importa una mierda si en el partido del Barça-Bilbao suenan los himnos de España, Francia o del Congo y si a la señora marquesa Aguirre le va lanzar dardos incendiarios, sobre este tenor, con el fin de desviar la atención sobre su Comunidad ¿Acaso no la conocemos ya?. Si la camiseta nueva, que han presentado los culés, es más o menos bonita, buena, barata. Si en la Eurocopa los aficionados van engordar hasta tres kilos por ver los partidos tomando cervezas y tapas. ¿Realmente esos son nuestros mayores preocupaciones? Parece ser que si, éstas han sido algunas de las noticias que he visto hoy y que me han cabreado sobremanera. Lo que llegamos a priorizar es tan banal que, cuando oyes las quejas sobre la crisis, no puedes más que pensar que somos totalmente imbéciles y que tenemos lo que nos merecemos. La implicación en la vida publica ha sido, hasta hace muy poco, escasamente representativa por parte de los ciudadanos. Instalados en la comodidad o en la apatía hemos cedido o concedido demasiado poder a unos políticos que no han sabido gestionar con responsabilidad la cosa publica. Ahora toca llorar y esperar a ver qué nueva medida nos tiene preparada D. Mariano. ¡Qué ganen los mejores!

2 comentarios:

  1. Ya tenemos "opio para el pueblo"...

    Mark de Zabaleta

    ResponderEliminar
  2. Coincido con Mark, "0pio para el pueblo".

    Un saludo

    ResponderEliminar